Si mi pareja me es infiel y quiero pruebas, ¿qué puedo hacer?

 

Teniendo en cuenta que los motivos generales de las infidelidades en el Nuevo y en el Viejo Continente suelen ser los mismos para ambos sexos, un grupo de investigadores privados en Madrid especialistas en investigación de infidelidades (mejor conocidos por el nombre de detectives de infidelidad por su profesión y su rango de acción) se han tomado el tiempo para la enumeración de causales de perfidia tanto en hombres como mujeres.

 

AQUÍ UNA LISTA DE LOS MOTIVOS POR LOS CUALES SON INFIELES ELLOS Y ELLAS

 

 

Este grupo de detectives en Madrid expertos en infidelidades parten de la afirmación realizada hace ya unos años atrás que dice que España es una de las naciones con mayor índice de infidelidad del continente europeo y el mundo (sabiendo que ocurre en todo país de la faz de la tierra).

 

Si mi pareja me es infiel y quiero pruebas, ¿qué puedo hacer?

Si mi pareja me es infiel y quiero pruebas, ¿qué puedo hacer?

Haciendo énfasis en que los motivos tanto para ellos como para ellas de las infidelidades varían según el sexo porque los hombres suelen tener más presente el componente sexual que las féminas (que también lo tienen pero no es lo primordial), los varones suelen ser infieles por la adrenalina que les genera ese flirteo fuera de la dualidad, a escondidas, la atracción física que se convierte en sexual e incluso por el tema ego.

 

Ellas por el contrario tienden a ser infieles por no sentirse valoradas o deseadas por la pareja (atención que si consiguen en un tercero), por una atracción intelectual generada por la cortesía, gentileza, amabilidad y educación que les concede un hombre que esté al pendiente de sus gustos, necesidades y problemas que le ha generado la monotonía (palabra clave porque es algo que afecta tanto a hombres como a mujeres).

 

Sin ser expertos en investigación de infidelidades, también se puede destacar que la falta de comunicación, sinceridad y respeto (trípode fundamental de una dupla) aunado al hastío generado por las rutinas diarias hacen que los duetos lleguen a hartarse de los problemas entre ellos (en toda pareja los hay tampoco se debe ser hipócrita y decir “nunca he tenido problemas con el/ella”) y busquen hacer caso omiso del trípode mencionado anteriormente incluyendo a un mediador en la relación.

 

Los detectives de infidelidad sabiendo estas razones básicas también han mencionado con carácter de urgencia que suele ser más fácil escabullirse a una aventura en las capitales de las regiones por la diversidad de personalidades y pluralidad en la multitud que hace vida en estos sitios y que no siempre es fácil descubrir a un posible “victimario” por lo cual ofrecen sus experticias en investigación de infidelidades regidos bajo un tabulador de precios y tarifas de detectives de infidelidad

 

Sabiendo los motivos por los cuales ellos y ellas engañan la primordial acción a tomar es la de intentar reconocer y reconocerse, saber si puedes tener daños sentimentales que puedan ocasionar desde la inseguridad de sentirse muy viejo, muy gordo, muy flaco o cualquier complejo existente.

 

El tener un concepto errado del sentimiento llamado amor que evoluciona con el tiempo y no siempre es fogoso como al principio de relación cuando el eros o carnalidad es 24/7 pasando por la inmadurez de pensar que no se hace daño si el otro miembro de este equipo de dos no se entera, no estoy fallando, porque si, las mentiras son más dañinas que muchas cosas y no hay que ser detectives de infidelidad para saber que primero se descubre a un mentiroso que a un ladrón y que las mentiras tienen las patas bien pero bien cortas, no sea “victimario” recuerde que puede ser luego una “víctima”.